Saltar al contenido

El Código Ético del Tarólogo

Desde Plano Consciente, seguimos un código ético referido al Tarot, tanto en las lecturas como en los cursos que realizamos. Es nuestra forma de hacer desde la transparencia y la responsabilidad.

El código deontológico del Tarot, debe ser el marco de trabajo que informe a las personas que quieren una lectura o inscribirse a un taller, de cómo trabajamos, qué podemos hacer y qué no hacemos, por ir en contra de nuestra ética y del proceso de las personas. En el Tarot, como en la vida, no todo vale.

En el momento de contactar con una persona tarotista, es muy importante que te informes de su forma de hacer y de leer las cartas, para comprobar si realmente estás ante una persona que te puede ayudar, o es alguien que te puede resultar un verdadero peligro.

Decálogo de buenas prácticas en el Tarot:

  • 1 – El tarólogo no debe jamás enfocar su lectura hacia la adivinación o predicción del futuro.
  • 2 – No se usan las lecturas, para crear dependencia y hacer que vuelva de forma recurrente.
  • 3 – La relación terapéutica termina en el momento en que se acaba la lectura.
  • 4 – En ningún caso, se aceptan lecturas sobre salud, enfermedades. Para esos temas, es necesario ir a un profesional de la salud.
  • 5 – No se hacen lecturas que tengan que ver con magia negra, amarres y demás parafernalia esotérica. No se utilizan elementos de otras culturas y religiones para impresionar o afectar emocionalmente (santería, vudú, etc).
  • 6 – El Tarot siempre será utilizado de la forma más positiva, constructiva y adulta para la persona. Siempre se dará la lectura más positiva para la persona. No se usará el Tarot para la negatividad ni para generar miedo o ansiedad.
  • 7 – No se usa el Tarot como toma de poder, seducción o intereses personales.
  • 8 – Cuando en una lectura, vemos que no podemos ayudar, debemos ser honestos y decirlo, incluso devolviendo el importe a la persona.
  • 9 – Jamás vamos a imponer nuestra visión de la lectura. Siempre actuaremos desde la humildad.
  • 10 – El tarólogo debe realizar un camino constante de mejora y autoconocimiento personal.

Estas son unas prácticas que deben tranquilizar a la persona consultante. Sabiendo que nos ponemos en manos de personas honestas, comprometidas con el Tarot y con una visión positiva del ser humano, nuestras lecturas van a ayudar siempre.

Este decálogo también es aplicable a todas aquellas actividades que realizamos en la Escuela de Tarot y Psicomagia, tanto en las lecturas de Tarot, como en los Talleres y Cursos que proponemos (tarot, psicomagia, psicorrituales, etc).

Esperamos que al leer esto, tengas tranquilidad y confianza en nuestras propuestas. Es nuestra intención que el Tarot sea una herramienta de crecimiento y queremos cuidarla de charlatanes, magos y estafadores.